Saltar al contenido
Freelancer LifeStyle

Trabajar desde cualquier lugar del mundo es posible.

freelancers collage, emprendimiento

¿Te enfrentarías a este reto?

Porque el reto más grande eres tú mismo

Si tiempo atrás, las generaciones pasadas se hubiesen imaginado hoy en día la posibilidad de generar ingresos trabajando desde tu propia casa o desde cualquier parte del mundo, es probablemente que ni siquiera habría pasado por su mente tal idea, pues las condiciones en aquel entonces distaban demasiado con respecto a los recursos con los que podemos contar actualmente.

Recursos como el tiempo y un medio tan importante como la tecnología son determinantes para que hoy sea una realidad totalmente posible.

Lo más preciado que tenemos: El tiempo.

Es innegable que actualmente la vida se ha complicado un poco para lograr que este recurso nos alcance para todo lo que necesitamos hacer, y no se diga cuando se trata de cumplir además con esos roles extraoficiales al trabajo que demanda la vida misma. Tal que parece que cuanto más se valora este preciado recurso es cuando menos se tiene, por lo que las exigencias que demanda un trabajo convencional en el que tienes que cubrir forzosamente un horario establecido, menos elástico parece ser.

reloj, tiempo, despertador

De ahí, que esta posibilidad en auge que te brinda la capacidad de poder gestionar tu trabajo desde casa se ha vuelto tan popular.

Pero ¡ojo!, popular no significa fácil, puesto que el trabajar por cuenta propia te demandará una exigencia mayor, sí, pero para contigo mismo. Trabajar desde casa o desde el espacio que decidas hacerlo, representa desde luego mayor comodidad y ahorro, en el sentido en el que básicamente no pagarás un alquiler, servicios extras o traslados diariamente, pero implica también un alto grado de responsabilidad, porque tú te convertirás en tu auto-promotor laboral.

Una de las recomendaciones básicas para desempeñar un buen rol consiste en volverse un experto en cuanto a la gestión del tiempo, lo cual te permitirá lograr un dominio en lo que respecta a la organización de tareas.

Lograr esto desde luego no sucede de la noche a la mañana, pero es posible con disciplina. Puede parecer complicado en un inicio, pero con el tiempo sentirás la necesidad de ejercerla y aplicar este principio, lo cual traerá consigo beneficios que te darán una enorme satisfacción en tu vida laboral y personal.

El valor de un recurso como la Tecnología.

Una nueva era nos ha alcanzado, y con ella la implementación de la tecnología de una manera mucho más accesible en esta última década.

Los primeros años en que este recurso se volcó al alcance de un considerable porcentaje de la población, fue como una especie de ¡Bum!, de repente, todos podíamos navegar por la web, explorando aún sin entender, todo lo que representaba todo aquel mundo de información; en este punto, la gran mayoría recordaremos por ejemplo, la creación de nuestra primera cuenta de email.

tecnologia, redes sociales

Pero no todo queda allí; la tecnología también ha evolucionado desde entonces y se ha transformado en toda una revolución digital que brinda una experiencia integral con el surgimiento de las redes inalámbricas y el acceso a internet a través del wifi; las computadoras móviles, los dispositivos electrónicos, pasaron de ser solo un medio de consulta o de exploración a un medio de comunicación y una herramienta para laborar, indiscutiblemente.

Por lo que, si sumamos tiempo más tecnología, contamos con dos recursos valiosos para poder emprender y desarrollar una profesión que nos permita integrar estos dos conceptos y hacer de esta suma, una nueva forma de generar ingresos propios a través de resultados tangibles.

Si ya has decidido a emprender este camino, ¡Enhorabuena!
Si aún no… ¿Te plantearías retar tus propios límites?

Acerca de Erika Rivas

Diseñadora gráfica de profesión y amante de las letras y la escritura por vocación. Además, cuenta con experiencia en la creación de logotipos e imagen publicitaria, así como en el área de diseño Editorial. Co-fundadora de Latinos Freelancer.